Volver a los artículos

Twitter seguirá sin dejarnos editar los tuits, pero por razones bastante contundentes

Twitter - Celside Magazine

El dilema de si es buena idea o no permitir que se puedan editar los tuits en la famosa plataforma del pajarito, es algo que lleva años de debate. Muchas veces se ha preguntado a los creadores de Twitter por qué no se permite esta función y la respuesta ha sido contundente en la mayoría de los casos: «No, porque si se permitiera, los mensajes perderían seriedad y fiabilidad».

Este año que comienza, nuevamente se ha tocado el tema con Jack Dorsey, CEO de la plataforma. Y la respuesta no es muy distinta a las expresadas en años anteriores. Aún así, nunca está de más revisar los argumentos de quienes defienden la opción de editar los tuits versus los que no están interesados en ello.

Pros de de la edición de mensajes en Twitter

El principal argumento de los defensores de la edición de tuits es que esto les permitiría corregir errores ortográficos. También permitiría ajustar datos o porcentajes mal expresados, producto de las prisas. Eso, considerando además que el hueco para escribir un tuit no es muy extenso. Esto obliga a los tuiteros a sintetizar un mensaje que de tanto recortar podría omitir información importante. Algo que se podría corregir con un sistema de edición.

Para esto, los defensores de la edición proponen un sistema de historial de ediciones, tal como lo tiene Facebook. De esa forma, aseguran, se conservaría la transparencia y fiabilidad del tuit. También se podrían permitir las ediciones en un tiempo crítico de edición. Por tanto, si no lo haces en esa ventana de tiempo, ya no podrías hacer ningún cambio.

Contras de la edición de mensajes en Twitter

Lo peor que podría pasar con la edición de tuits, es que se pierda por completo el sentido del mensaje que hay en él. Algo así como la lógica del teléfono escacharrado. El mensaje del tuit original podría ser retuiteado por varias personas y si el creador del tuit lo editara, se podría estar generando un problema de comunicación grave. Algunas personas entenderían una cosa, mientras que otro grupo entendería otra cosa.

Por otro lado, Twitter dejaría de funcionar como la biblioteca de contenido que es. Nadie podría revisar esos tuits del político que prometió una cosa años atrás y luego hizo otra, porque el mensaje ha sido eliminado o editado. Esto, por supuesto, no aplica solo a políticos sino a todas las personas que deben hacerse responsables de sus dichos en Twitter.

930 039 900
Número de teléfono gratuito

De lunes a viernes de 9 h a 19 h y los sábados de 10 h a 18 h.