Volver a los artículos

Consejos para reconocer apps fraudulentas en internet y en las tiendas de aplicaciones más populares

Apps móvil - Celside Magazine

La cantidad de aplicaciones que podemos instalar en nuestro móvil aumenta cada día más debido a la gran capacidad de almacenamiento de nuestros teléfonos. Pero esto, que a primera vista es todo beneficios, también puede ser perjudicial si no prestamos atención a algunos detalles importantes.

Por lo mismo, es importante revisar cómo y desde dónde instalamos las aplicaciones. De esta forma y siguiendo una serie de consejos de seguridad podremos evitar estafas y otro tipo de problemas.

Aplicaciones que no están en Google Play o Apple Store

El primer motivo por el que podríamos sospechar de una aplicación es que no esté disponible en las tiendas de aplicaciones más populares. Si no está en Google Play o Apple Store es probable que no haya pasado los filtros de seguridad y exigencias de estas plataformas.

Sin embargo, hay casos en donde el propio creador de la aplicación la ofrece en formato Apk y no directamente en las tiendas de aplicaciones. En este caso, debemos confirmar que la página de descarga sea oficial. Además, podemos revisar todas las condiciones legales de la compañía que la ofrece. En ausencia de información o en caso de que el archivo Apk no esté disponible en una página oficial, es mejor no descargar.

Nula descripción en las tiendas de aplicaciones

Google Play y Apple Store no son infalibles y de vez en cuando pueden dejar pasar aplicaciones fraudulentas. En este caso, una buena forma de hacer filtro es revisar la descripción de la aplicación que estamos a punto de descargar. Si no hay información sobre lo que puede hacer, cuánto pesa o los permisos que requiere para funcionar hay que sospechar. Alguien que no explica estos detalles puede estar ocultando más información sobre el uso de la aplicación.

Atención al nombre de la aplicación

Algunas aplicaciones fraudulentas intentan emular el nombre de otras aplicaciones famosas. Por tanto debemos poner atención a cualquier variación en el nombre de la aplicación que vamos a descargar. Si es un intento flagrante de copia y tiene, además, muy pocas descargas, hay que desconfiar. Otra cosa que ayuda es prestar atención al creador de la aplicación, ya que debes confirmar que sea el original.

No descargar aplicaciones sin opiniones

Si estamos frente a una aplicación que no tiene ninguna calificación debemos sospechar. Hay una gran posibilidad de que sea completamente inútil y, en el peor de los casos, fraudulenta.

Foto de Thom Bradley en Unsplash

930 039 900
Número de teléfono gratuito

De lunes a viernes de 9 h a 19 h y los sábados de 10 h a 18 h.